Marta Gastón inaugura las Bodegas Monasterio de Veruela

Las Bodegas Monasterio de Veruela de Ainzón, localidad del Campo de Borja, han sido inauguradas por la consejera de Economía, Industria y Empleo del Gobierno de Aragón, Marta Gastón.

Las Bodegas Monasterio de Veruela ya tiene su producción a toda máquina para que durante las próximas Navidades se brinde con cava de Ainzón. Este proyecto local, liderado por mujeres del entorno rural, ha abierto este jueves sus puertas para darse a conocer. La consejera de Economía, Industria y Empleo del Gobierno de Aragón, Marta Gastón, ha sido la encargada de inaugurarlas.

Esta bodega, liderada por la primera enóloga de Aragón, Susana Ruberte, y sus hijas Alicia y Ana, nace con la vocación de que sus productos se hagan valer en el mercado regional, nacional e internacional. Su producción forma parte de la Denominación de Origen Cava.

Durante la inauguración, la consejera, las empresarias y el alcalde del municipio del Campo de Borja, Javier Corella, acompañadas de autoridades y amigos han recorrido los cerca de 600m2 de cuevas subterráneas con los que cuenta la bodega, donde el cava embotellado descansa. Asimismo se ha podido degustar el cava.

“Felicito a Ainzón, al sector agroalimentario aragonés y, sobre todo, a las tres emprendedoras que han tenido el valor de iniciar este reto empresarial, dejando patente que el emprendimiento rural no es solo posible si no que es necesario para generar riqueza y vertebrar la economía de nuestro territorio”, ha señalado la consejera.

Gastón ha subrayado el hecho de que el proyecto esté liderado por mujeres, sector que debe “ganar mayor peso” y que queda más que demostrado “que puede hacerlo” y, además, con “productos de calidad como este cava”.

Por su parte, el alcalde de Ainzón ha afirmado que “reactivar esta bodega es muy importante para la localidad”, ya que le dará “más visibilidad” al municipio. “Todos los proyectos que sean en apoyo del medio rural son bienvenidos aquí”, ha concluido Corella.

Finalmente, la enóloga Susana Ruberte también ha dirigido unas palabras: “Poner en marcha esta bodega ha sido un proceso largo y a veces complicado, hemos trabajado mucho y queda mucho que hacer, pero estamos muy orgullosas del resultado“. “Creemos que estas bodegas y nuestras bodegas familiares dedicadas al vino van a apoyarse la una a la otra y ayudarse, de manera que podamos ofrecer como proveedores todos los productos”, ha indicado Ruberte.

Durante este primer año, se han elaborado 70.000 botellas de cava Brut Nature y 1.000 botellas de cava rosado Brut Nature, aunque en el futuro esperan crecer llegando incluso a alcanzar la capacidad máxima de almacenamiento de las cuevas de la bodega: 300.000 botellas.

Noticias relacionadas

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies. ACEPTAR

Aviso de cookies